Ley rogada del año 287 a.C. en virtud de la cual los acuerdos de los plebiscitos se convierten en leyes comiciales.